CATEQUISTA ES DETENIDO POR SUPUESTO ABUSO DE SUS TRES HIJAS

Llegan a quince los casos de abuso sexual a niños, niñas y adolescentes en Ciudad del Este y zonas aledañas denunciados ante la Fiscalía en enero. El domingo ingresaron ocho denuncias.

Un catequista fue detenido cuando se presentó ayer a declarar ante el Ministerio Público, que lo investiga por supuesto abuso sexual de sus hijas, una menor y otras de 18 y 19 años, en forma sistemática.

La menor fue quien reveló ante otro catequista de la parroquia –donde su progenitor ejerce la misma función– los abusos de los que eran víctimas, según antecedentes.

Funcionarios de la Fiscalía y de la Consejería de la Niñez de la Municipalidad de Ciudad del Este se constituyeron el jueves último en la vivienda del denunciado y rescataron a las posibles víctimas.

Los exámenes médicos forenses realizados a dos de las hijas habrían revelado datos que serían contundentes en caso de que se confirme la responsabilidad del padre biológico.

Por de pronto, el fiscal Sergio Villalba ya lo imputó por abuso sexual y otros, con pedido de prisión preventiva que deberá ser analizado por el juez Penal de feria.

El hombre se presentó en la mañana de ayer ante el Ministerio Público, y de allí salió detenido por agentes de la Comisaría 7ª del barrio San José, por disposición fiscal.

Fue trasladado a la Dirección de Policía del Alto Paraná, donde quedó a disposición del Juzgado Penal de Garantías.

NUMEROSOS CASOS. La alarmante cantidad de casos de abuso denunciados en los primeros días en el Alto Paraná motivó la intervención del Ministerio de la Niñez y Adolescencia y de la Fiscalía General del Estado.

Buscan llamar la atención de la ciudadanía sobre el flagelo que generalmente involucra al entorno familiar de las víctimas, que en su mayoría son niños y adolescentes.

Las autoridades anunciaron que darán soporte a las víctimas, ya que generalmente los casos denunciados terminan en la persecución penal de los autores y las víctimas quedan con serias secuelas psicológicas como producto de la violación.

En solo cuatro días, entre el 2 y el 5 de enero, la fiscal Estela Mary Ramírez recibió 12 denuncias por abuso sexual en niños, niñas y adolescentes en Ciudad del Este y Minga Guazú.

Confirmó que las víctimas tendrían entre 2 y 13 años, y serían 11 niñas y 1 varón.

Había puntualizado que en menos de 24 horas ingresó una cantidad de ocho casos, solo el domingo pasado.

Un total de 9 imputaciones de esos casos ya se realizó y todas ellas con pedidos de prisión preventiva.

Solo el año pasado, en Fiscalía ingresó 2.987 casos de abuso a niños.

ENTORNO. Según confirmó la fiscal Ramírez, más estos tres nuevos casos de abuso, lastimosamente todos fueron cometidos dentro del entorno familiar.

Según estudios, de todos los hechos de violación denunciados, existen datos de que el 85% de ellos ocurren en el círculo familiar.

REGISTRO. En diciembre pasado la Cámara de Diputados dio media sanción al Registro Nacional de Agresores Sexuales. El proyecto modifica dos artículos del Código Penal Paraguayo, que establecen medidas de seguridad para la protección a la sociedad contra agresores sexuales. Ahora las personas que trabajarán con niños deberán presentar un certificado expedido por el Registro Nacional de Agresores Sexuales, como una medida de protección contra abusos infantiles, según se desprende del proyecto.


Este medio no se hace responsable ni partícipe de las opiniones vertidas por los usuarios de esta sección. Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Itapúa en Noticias se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios injuriantes, discriminadores o contrarios a las leyes de la República del Paraguay

,