NEURÓLOGA PARAGUAYA APRUEBA EXIGENTE CERTIFICACIÓN PROFESIONAL EN EUROPA


Silvia María Abente Cabrera se ha convertido en la primera profesional paraguaya en neurología que logra la acreditación internacional para ejercer la profesión en Europa. Formada íntegramente en Paraguay, Abente afirma que seguirá ejerciendo la profesión en el país.

Silvia Abente es neuróloga egresada de la Universidad Nacional de Asunción, formada íntegramente en Paraguay, que se propuso como “meta personal” aprobar el examen de la Academia Europea de Neurología (EAN) y de ese modo demostrar que los profesionales paraguayos de esta rama se pueden medir con profesionales de todo el mundo.

La médica viajó en junio a Portugal para rendir el examen el mes pasado, junto con 84 postulantes de varios países del mundo, de los cuales 74 que accedieron a la certificación. Abente fue la única latinoamericana en obtener la certificación.

En conversación con Radio Nacional del Paraguay, aclaró que entre sus planes no está ejercer la profesión en Europa pese a que esta acreditación le permite hacerlo,sino que su principal objetivo es seguir haciéndolo en Paraguay, ya que este desafió forma parte de un reto personal que concretó exitosamente.

“Se trata de un examen que toman las academias más grandes, por ejemplo la Academia Europea y Americana, a los neurólogos de todo el mundo para medirse, rendir, certificarse y ver si el nivel que uno tiene condice con las exigencias que ellos tienen en la neurología clínica. Me preparé y me fui a rendir, examen que se tomó este año por décima vez en Lisboa y donde obtuve la certificación”, detalló.

Reconoció que trabajó con mucha dificultades propias de la profesión, teniendo el campo limitado en esta especialidad, principalmente en el sector público, pero que a pesar de ello no bajó los brazos y siguió formándose hasta obtener la acreditación de la prestigiosa Academia Europea de Neurología.

Según Abente el examen fue “bastante largo” y con un tiempo muy limitado, íntegramente en inglés, cuya primera parte es escrita y que constaba de 80 preguntas en los que se abarcan varios temas. Posteriormente la segunda etapa comprende una exposición oral donde el profesional defiende el ensayo presentado, que en el caso de la paraguaya fue referente a la epilepsia.

“La medicina cambió mucho, hoy en día uno debe estar leyendo y formándose permanentemente, caso contrario uno se queda muy atrás”, reflexionó.//IP


Este medio no se hace responsable ni partícipe de las opiniones vertidas por los usuarios de esta sección. Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales.

Dejanos tu comentario

, ,