FISCALÍA INVESTIGA POSIBLE CASO DE EXTORSIÓN GRAVE Y COACCIÓN GRAVE

El agente fiscal Joel Cazal de la Unidad Especializada de Hechos Punibles contra la Libertad de las Personas, Antiterrorismo y Antisecuestro, se encuentra al frente de una investigación sobre extorsión. Una persona habría llegado físicamente hasta un consultorio odontológico, donde trabaja la víctima. Se presume que la extorsionó y amenazó de manera directa.

Pablo Dejesús Gómez Cabañas (20) se hizo pasar por una persona ligada al autodenominado Ejército del Pueblo Paraguayo. También le entregó una carta al afectado en la cual supuestamente requiere unos 30.000 dólares americanos a cambio de no causarle un daño a él y a su familia.

Tras el operativo, la víctima de nacionalidad extranjera, agradeció el apoyo de la Fiscalía y de la Policía Nacional, según refirió, por el excelente trabajo desplegado, y resaltó que todo llegó a buen término incluso mejor de lo esperado. Recomendó a la ciudadanía que en el caso que se encuentre en una situación similar denuncie a las instancias correspondientes.

El representante del Ministerio Público refirió que “el trabajo se inició una vez recibida la comunicación por parte de la Policía Nacional. La Fiscalía comenzó a coordinar los trabajos y la Policía Antisecuestro estuvo acompañando el procedimiento. Ellos solicitaron las diligencias en el caso y se pidió una autorización para hacer una entrega vigilada al Juzgado de Atención Permanente de la Capital. Se fotocopiaron y se autenticaron 2000 dólares americanos para realizar la entrega, y una vez que llegó la comunicación de los supuestos extorsionadores para dar la ubicación donde iba a realizarse el encuentro, se constituyó la Policía Nacional a fin de llevar a cabo el procedimiento, una vez hecha la entrega se procedió a la aprehensión de esta persona”.

A raíz de la información recibida, se procedió a efectuar la tarea de investigación, bajo la coordinación de la Unidad Fiscal de Antisecuestro, y como finalización del trabajo investigativo el día de hoy al mediodía se procedió a la aprehensión de esta persona, y a la incautación de uno de los elementos probatorios, que es el aparato telefónico que presuntamente utilizaba para la negociación. Además, esta persona hoy ya está a cargo de la justicia y los elementos probatorios se realizaron bajo la formalidad del anticipo jurisdiccional de pruebas con los billetes que son 30.000 dólares americanos también incautados”.

Agregó el fiscal Cazal que “el Ministerio Público estaba en las inmediaciones con la víctima para poder observar todo el operativo. La persona está detenida y quedó en el Departamento de Antisecuestro de Personas. Los hechos que se le atribuye son Extorsión Grave y Coacción Grave”.

La modalidad de extorsión directa se realiza cuando la persona se constituye físicamente y perpetra la extorsión.


Este medio no se hace responsable ni partícipe de las opiniones vertidas por los usuarios de esta sección. Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales.

Dejanos tu comentario

,