ENJUICIAN A LA JUEZA ZULMA LUNA Y A FISCAL LIBIA CENTURIÓN

En su sesión de este martes 20 de febrero el Juzgado de Enjuiciamiento a Magistrados decidió enjuiciar a la Jueza de Itapúa Zulma Luna, sin suspensión de la misma y a la Fiscal de la Unidad N° 5 Libia Centurión solicitando la suspensión de sus funciones, todo ante la sospecha del mal desempeño de ambas en sus funciones.

El JEM decidió esto en el marco de la causa “Innominado s/ Supuesto Hecho Punible de Violación de los Derechos de Marcas ocurrido en Encarnación”. En ese sentido, el Jurado explica que se sindica a la Agente Fiscal Abg. Libia Centurión, que a través de la Resolución N° 216/11, resolvió liberar y entregar a la representante legal de la firma denunciada (Mundimaster S.A.), trescientos setenta y cinco (375) bultos de perfumes, de manera irregular, y, a la Jueza Zulma Luna, que resolvió no hacer lugar a la orden de secuestro solicitada por el Ministerio Público, alegando su incompetencia, obviando así el procedimiento penal estable

Se trata de una incautación de perfumes y vitaminas ocurrida en el año 2011, las mercaderías figuraban como set de baños y el procedimiento se realizó en busqueda de ropas falsificadas pero terminaron encontrando los perfumes y vitaminas, según datos que se pudieron recabar.

El cargamento, según medios periodísticos estaba valuado en más de un millón de dólares en perfumes y vitaminas. Se pretendió ingresarlo presumiblemente de contrabando a través de la aduana local. La mercancía figuraba como “sets de baños”, y su destino final era Pedro Juan Caballero.

Los dos cargamentos de perfumes y vitaminas de la firma Mundimaster SA habrían ingresado el lunes 11 de julio del 2011 a la aduana de Encarnación y allí, tras una denuncia de la Cámara Importadora de Perfumes y Cosméticos (Caimpeco), los productos fueron incautados por la fiscal Libia Centurión por no demostrar que contaban con registros sanitarios y porque en la declaración solo figuraba “set de toillete” cuando en realidad ese no era su contenido.

Además de esto, la agente del Ministerio Público solicitó la incautación de los productos, pero el juzgado no habría dado lugar al pedido.

Luego de esto, la fiscal Centurión habrían ordenado la liberación de los camiones de gran porte, alegando que estaban en tránsito por lo que no podía hacer nada al respecto ya que la real obligación de solicitar los documentos de los productos es de la aduana que debe despacharlos, en este caso la de Pedro Juan Caballero, que era el destino final de las mercaderías. Fuente de antecedentes del caso Última Hora/ABC.



Este medio no se hace responsable ni partícipe de las opiniones vertidas por los usuarios de esta sección. Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales.

Dejanos tu comentario

,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.