EL SUEÑO POR TRAER EL MUNDIAL 2030 ESTÁ EN MARCHA

El ministro de la Secretaría Nacional de Deportes, Víctor Pecci, indicó que el objetivo por traer el mundial de fútbol del 2030 a Sudamérica está en marcha e informó que esta semana se firmó un acta de entendimiento entre representantes de Paraguay, Uruguay y Argentina.

Estos países se han unido con el objetivo de ser sedes del campeonato mundial de fútbol del 2030, hecho que se definirá en 2022. Los otros países que solicitaron la organización son Inglaterra y China.

En el programa Tribuna, de Paraguay TV HD Digital, el ministro Pecci indicó que está en marcha este sueño que es “la única chance que tendrá Paraguay de formar parte de la realización de un mundial en mucho tiempo”.

El funcionario de gobierno, comentó que para la organización “se nombra un coordinador por país, formando comisiones, al ser tres países involucrados”. Explicó además que para ese entonces, los participantes del mundial serán de 48 países y no 32 como lo es actualmente.

El titular de deportes señaló que existen todavía numerosos puntos a definir. “Por ejemplo, todavía no se sabe cuántas sedes se tendrá, Argentina tendría 8 sedes, mientras que Uruguay 2 y Paraguay 2, o podría ser también Argentina 6, Paraguay 3 y Uruguay 3”, dijo.

Según las exigencias de la FIFA para los estadios que albergan la inauguración y el partido final, la capacidad debe ser de unas 80 mil personas mientras que para partidos que no tengan que ver con los primeros citados, serían de 40 mil. En Paraguay, el estadio del club Cerro Porteño es el único que cumple con estos requisitos y con la tecnología para la realización de un partido de fútbol de esta naturaleza.

“Tampoco están definidos si tuviéramos dos o tres sedes, si todos deben estar en Asunción o uno podría en el interior. Se tienen también las exigencias de alta tecnología”, comentó el ministro.

En cuanto al plazo de definición de la sede adjudicada, Pecci explicó que para el 2021 se toman las propuestas y 2 meses antes del mundial a disputarse en Qatar saldrá el ganador del 2030.

Explicó que la organización de este mundial por parte de nuestros países corre con alguna ventaja ya que “está la parte sentimental, porque en el 2030 se celebra el centenario del primer mundial realizado en Uruguay en 1930”.

En caso de logar la sede, Paraguay necesitará construir otro estadio, de última tecnología, con mejores rutas, hotelería, gastronomía y conectividad. “Ciertamente, el (estadio) Defensores del Chaco se puede remodelar, pero tiene algunas dificultades como el estacionamiento. Para el 2030 se necesita un mejor estadio con tecnología y espacios para estacionar”, dijo.

Sobre los puntos del interior mencionó que podrían ser Encarnación y Ciudad del Este, pero sobre esta última hizo hincapié de lo importante que sería tener ahí una sede en caso que Brasil le tocara jugar allí por la gran afluencia de turistas brasileños, que podría llegarse. “Destacó que el evento permitirá y lo más importante , que se va a hablar mucho de Paraguay”.

Por otra parte, la Asociación Paraguaya de Fútbol, tendrá un porcentaje mayor de responsabilidad al ser el nexo entre la Conmebol y la FIFA. El estado pondrá todo de si para favorecer esta candidatura, añadió.


Este medio no se hace responsable ni partícipe de las opiniones vertidas por los usuarios de esta sección. Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales.

Deja un comentario