ASEGURADA DE IPS SE QUEJA POR LA FALTA DE MEDICAMENTOS Y SERVICIOS

Mabel Romero es una docente domiciliada en el barrio San Pedro de Encarnación quien denunció las injusticias que pasa como asegurada de la previsional. Manifestó que consultó sobre un problema de salud de su hijo y que le recetaron unos analgésicos además de una orden para realizar al menos 7 sesiones de fisioterapia como parte de un tratamiento.

Grande fue su sorpresa cuando en el momento de solicitar el medicamento recetado le manifestaron que no contaban en stock y que tampoco podrá contar con el tratamiento kinesiológico.

La docente asegura que todos los meses se le descuenta la suma de 600.000 Guaraníes y que aún así no recibe el analgésico que se le recetó a su hijo, ahora el niño deberá continuar su tratamiento en un centro asistencial privado que tendrá un costo aproximado de 500.000 Guaraníes.

Agregó que no es la primera vez que tiene una experiencia negativa con la institución, ya que a principios de año tuvo que esperar varias horas para acceder a los medicamentos de su marido que padecía de dengue pero que varios insumos tuvo que pagar de su bolsillo incluyendo el análisis laboratorial.


Este medio no se hace responsable ni partícipe de las opiniones vertidas por los usuarios de esta sección. Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales.

Dejanos tu comentario

, , , ,